Añadir nuevo comentario

FRANQUISMO POR TODAS PARTES

¿Catedral franquista?. El proyecto de una catedral en ese lugar ya aparece en los proyectos de Sacchetti para el Palacio Real, en 1752, a pesar de que Madrid no era sede episcopal, rango que obtuvo en el Concordato de 1851, pero que no se materializo hasta mas de treinta anos despues, cuando se nombro al primer obispo de Madrid-Alcala. Es entonces cuando se decide convertir en catedral la nueva iglesia de Santa Maria (construida en lugar de la original, la mas antigua de Madrid, derribada para alinear la calle Mayor) que el Marques de Cubas habia proyectado en 1879 frente a Palacio, y que debia servir de panteon a la reina Mercedes. De esa epoca procede la escenografica cripta con acceso por la Cuesta de la Vega, que es uno de los mejores ejemplos de arquitectura neorromanica-bizantina de nuestro pais. Por desgracia, las obras avanzaron con desesperante lentitud, y en 1944 se convoco un concurso para remodelar el proyecto original y adaptarlo al estilo barroco clasicista del Palacio, alzandose vencedor el proyecto conjunto (bastante desafortunado) de Carlos Sidro y Fernando Chueca Goitia (arquitecto represaliado por el regimen franquista por haber permanecido fiel al Gobierno de la Republica, ya ves que vueltas da la vida); alzandose con cierta presteza la fachada frente a Palacio (cuya ausencia era un desdoro para los actos oficiales), y ralentizandose las restantes obras de terminacion hasta ya bien entrada la democracia en 1993, tras sucesivos cambios del proyecto original realizados por el propio Chueca.Pero es que no se defiende esta catedral (poco defendible a pesar de su aceptable estampa lejana), sino la cornisa de Madrid, que no mejorara porque se coloque delante de la misma otro edificio que la tape parcialmente, y que al tiempo oculta el mejor tramo de la Sierra (que -a pesar del Valle de los Caidos- tampoco es franquista ) que se admiraba desde las Vistillas. E igualmente se defiende la necesidad de debatir publicamente y consultar a la ciudadania antes de emprender proyectos tan agresivos con el paisaje urbano (pudiendo aplicarse este concepto a todas las grandes operaciones de este tipo, desde la reforma del Paseo del Prado a la operacion Madrid-Rio, etc.). Y por ultimo, reclamar un respeto a los catalogos de proteccion, que al parecer solo estan vigentes mientras no se pretende hacer nada, anulandose en el mismo instante en que los elementos que protegen estan amenazados por un proyecto de reforma.Otro Empecinado